Los créditos y préstamos comerciales.
Son sin duda una forma rápida y relativamente sencilla de obtener liquidez para garantizar la solvencia de tu empresa. Sin embargo, las administración de estos compromisos financieros con disciplina, representa uno de los mayores desafíos para emprendedores y dueños de pequeñas empresas.

El récord crediticio es fundamentalmente un puntaje que utilizan los prestamistas para determinar el nivel de riesgo que tiene prestarle dinero a una empresa.

En este caso, te indicaremos 3 factores clave en los que se basan los prestamistas para asignarte un mayor o menor puntaje:

1.- Lo más elemental: El puntaje.
Por lo general los puntajes son de tres cifras y, dependiendo el país, puede existir más de una agencia o bureau crediticio, que son los organismos encargados de compilar esta información y de suministrarla a las diferentes instituciones financieras o prestamistas.
En este caso, el objetivo de cualquier empresa que quiera obtener un crédito, es alcanzar el puntaje más alto posible. Incluso, este puntaje puede ser diferente entre agencias, pero siempre habrá similitudes, porque se obtienen utilizando los mismos criterios.

2.- La cantidad de aplicaciones que hagas.
Muchas empresas no se dan cuenta de este punto y lo obvian, pero el hecho de tener abiertas más aplicaciones a créditos o a tarjetas de crédito puede afectar negativamente tu récord crediticio.
Esto se debe a que cada solicitud o aplicación genera una revisión crediticia por parte de ese acreedor. Por lo tanto, si haces solicitudes simultáneas, se ejecutarán igual número de verificaciones, lo que podría generar una alerta roja entre agencias crediticias. Esto, sin duda, perjudica tu récord crediticio.

3.- El historial de pagos.
Si pides dinero a una institución financiera, lo que esta espera es que pagues, pero que lo hagas en las cuotas y plazos acordados de antemano. En este caso, el historial de pago lo que muestra es que tu empresa ha estado pagando a tiempo las cuotas de cada uno de sus créditos o préstamos.
Todo ese historial se resume en un informe crediticio de tu empresa, donde también quedan registrados los pagos atrasados. Mientras más se atrasen tus pagos, en 30, 60 ó 90 días, peor será el puntaje para tu empresa.

También existen señales que encienden alertas rojas en las agencias crediticias, como son: bancarrotas, ejecuciones hipotecarias y los juicios. Así que para disfrutar de un buen historial, debes cuidarte de estos riesgos financieros.

Apenas estos son 3 factores que pueden afectar tu récord crediticio, pero existen muchos más. Por eso es importante que como empresario prestes atención y chequees constantemente el comportamiento de este indicador, a fin de que no afecte la credibilidad de tu empresa ante los prestamistas.

 

servidores wordpress  


CONTENIDOS PARA EMPRENDEDORES RELACIONADOS

COMPARTELO CON OTRO EMPRENDEROR - ¡GENiAL!
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Pin on Pinterest
Pinterest
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email